¡Período de tregua delicioso! Las pequeñas molestias del principio desaparecen poco a poco y tu bebé aún no pesa demasiado. De repente, te sientes en plena forma. Las condiciones son ideales para disfrutar de tu embarazo y cuidarte.

¿Qué está ocurriendo en tu cuerpo en la semana 16 de embarazo?

A los casi 4 meses la futura mamá desborda energía… y su libido también. Es una de las grandes sorpresas del embarazo. Esto puede desestabilizar a algunos papás, sobre todo si empezaban a caracterizarla en el papel de madre. De entrada, debéis saber que desde el punto de vista médico no hay ningún riesgo para el bebé.

En cuanto a los sentimientos personales, entre temores y deseos, abordad este tema con naturalidad y compartid vuestras apetencias para evitar la incomprensión y vivir lo mejor posible esta etapa de vuestra sexualidad.

¿Cómo está creciendo y desarrollándose tu bebé en la semana 16 de embarazo?

Menudo estirón. Ahora pesa unos 80 gramos y mide de 11 a 12 centímetros. Las proporciones del cuerpo continúan armonizándose. La cabeza y el cuerpo cada vez están más proporcionados y están recubiertas por un pelo muy fino llamado lanugo. Los rasgos de la cara se afirman y aparecen los primeros cabellos.

Los músculos faciales ya le permiten realizar algunos gestos como fruncir el ceño. Su piel es suave y tiene un aspecto rojizo debido a la poca grasa que hay depositada. Abre y cierra las manos, se diferencian los dedos y se empiezan a formar las uñas. Las piernas ya son más largas que los brazos y flexiona las extremidades.

Mis consejos en la semana 16 de embarazo

Es matemático, cuanto más crece tu bebé, más se hace sentir su peso. Tu espalda puede ser la primera zona del cuerpo que se resienta. Desde ahora, debes realizar algunos cambios para prevenir molestias. Por supuesto, mantente lo más erguida posible, usa zapatos de tacón bajo, evita esfuerzos físicos demasiado intensos… También adopta un nuevo hábito. Bascula la pelvis hacia delante para arquear menos la espalda y reducir el peso de tu bebé de la columna vertebral. Para agacharte a coger alguna cosa, dobla las rodillas en vez de inclinar la espalda. Por la noche es mejor que duermas en un colchón firme y que coloques un pequeño cojín entre las piernas.

Además de cuidar las posturas, el uso a diario de un cinturón pélvico (no lo confundas con una faja abdominal ni con el cinturón lumbar) te ayudará a adoptar una postura correcta y está especialmente indicado si tienes dolor en la parte baja de la espalda.

Si a pesar de todo continuas sintiendo dolor, consulta con un fisioterapeuta o un osteópata especialista en embarazo para que te ayuden a aliviarlo.

Matrona Leticia del Valle

Matrona Leticia del Valle

 

ECOGRAFÍAS POR SEMANAS DE GESTACIÓN

 

Semana 1-2 Semana 3 Semana 4 Semana 5
Semana 6 Semana 7 Semana 8 Semana 9
Semana 10 Semana 11 Semana 12 Semana 13
Semana 14 Semana 15 Semana 16 Semana 17
Semana 18 Semana 19 Semana 20 Semana 21
Semana 22 Semana 23 Semana 24 Semana 25
Semana 26 Semana 27 Semana 28 Semana 29
Semana 30 Semana 31 Semana 32 Semana 33
Semana 34 Semana 35 Semana 36 Semana 37
Semana 38 Semana 39 Semana 40 Semana 41 y 42
Ir arriba